Dirección Web: http://smandaluz.com/noticia/1985/la-baja-inversin-en-sanidad-en-andaluca-es-la-causa-de-todos-los-males

24/12/2018

Todos los Colectivos,

La baja inversión en sanidad en Andalucía es la causa de todos los males.

La baja inversión en sanidad en Andalucía es la causa de todos los males.

El presidente del Sindicato Médico Andaluz (SMA), Rafael Carrasco Durán, se sincera en esta entrevista a ConSalud acerca del convulso año que ha vivido la sanidad andaluza.

Fuente: ConSalud
Enlace: https://bit.ly/2BCRsYR

Hasta el 16 de enero no se reanudarán los paros, sin embargo, los médicos andaluces no abandonan la lucha por un cambio en la Atención Primaria del Servicio Andaluz de Salud (SAS). Se quejan de bajos salarios, falta de recursos y ausencia de diálogo por parte del gobierno de la Junta de Andalucía. 

Las elecciones andaluzas han dado un giro al escenario político. PP, PSOE y Ciudadanos tendrán que pactar si quieren gobernar. La fórmula está todavía por definir, también quién encabezará ese acuerdo de investidura (o de gobierno). Pero tanto el Partido Popular como Ciudadanos no descartan pactar con el último partido que ha irrumpido en el Parlamento de Andalucía: Vox. Sea cual sea la vía elegida, la sanidad pública es una cuestión pendiente y ahí, el Sindicato Médico Andaluz (SMA) tiene mucho que decir. Con el objetivo de hacer un balance sobre el estado actual de la sanidad andaluza, ConSalud ha querido hablar con Rafael Carrasco Durán, presidente del SMA. 

¿Cómo han recibido el resultado de las elecciones andaluzas?

Somos un sindicato apolítico. Estamos muy expectantes con cómo va a acabar conformándose el Gobierno y qué talante traerán consigo los políticos que presidan la Junta de Andalucía. En cualquier caso, esperamos que haya una predisposición al diálogo y al consenso, superior a la que ha habido en los últimos años.

¿Consiguieron llegar a algún acuerdo con el Servicio Andaluz de Salud (SAS) en la reunión previa a la convocatoria electoral?

La reunión llegó tarde. Nosotros llevábamos meses pidiendo encuentros con el SAS e información que no se nos facilitó. Por último hicimos la convocatoria de huelga para el día 27 de noviembre, con al menos quince días de antelación y confiábamos en que la respuesta de la Administración fuera citarnos a negociar pero no fue así. Esperó a hacerlo 24 horas antes demostrando su escasa voluntad. En una sola reunión horas antes de la convocatoria no hubo posibilidad de llegar a un consenso.

El SAS se mostró dispuesto a hacer alguna modificación muy tímida y en la mayoría de las cosas opinó que no eran motivos para convocar la huelga, mostrándose en una posición muy férrea.

¿Qué le piden a los partidos políticos?

Le pedimos una inversión superior en la sanidad pública andaluza. No puede ser que por habitante sea la más baja de España, estamos entre las dos comunidades autónomas con menos presupuesto en sanidad por habitante.

Creemos que para mantener una asistencia sanitaria de calidad hace falta inversión. Necesitamos más médicos, más recursos, más tecnología… También le pediríamos diálogo con los profesionales sanitarios. Tienen que reunirse con nosotros y consensuar medidas para que esta sanidad tome el rumbo que tiene que tomar.

El hecho de que ahora centremos el foco en la Atención Primaria se debe a que ha sido la hermana pobre durante muchos años y ha llevado a que este colectivo estalle, pero no quiere decir que la Atención Hospitalaria esté bien. Primaria ha sido la gran olvidada, pero Hospitalaria también está muy necesitada.

Pedimos más tiempo para poder atender a los pacientes, diez minutos como mínimo. Además, exigimos que se sustituyan las ausencias de los compañeros. Si tenemos diez minutos pero en cambio no se hacen sustituciones cuando alguien falta o está de baja, nos quedamos en cinco.

Vox baraja la eliminación del acceso gratuito a la sanidad pública para los inmigrantes ilegales, ¿cuál es su punto de vista respecto a este tema?

No nos corresponde tomar este tipo de decisiones. Nosotros nos preocupamos porque la sanidad sea de calidad y que el paciente sea bien atendido. Son otros los que tienen que decidir qué modelo de sanidad pública quieren. Nuestra vocación es atender, a quien haga falta.

Necesitamos tener medios y recursos para prestar asistencia sanitaria. Los médicos que trabajamos en Urgencias no preguntamos a los pacientes si tienen o no la residencia, les atendemos porque lo primero es la salud. El 100% de los facultativos lo hacen así y lo seguiremos haciendo.

Rafael Durán Carrasco, presidente del Sindicato Médico Andaluz (SMA).

¿Los médicos andaluces son los que peor cobran?

Andalucía es de las autonomías que menos invierte en sanidad, con lo que tiene menos dinero para todo, incluso para pagar a los profesionales. Esta es la verdadera causa de todos nuestros males.

Salimos muy mal parados en la redistribución de los salarios y los conceptos que se pagan. El precio de las guardias no pasa de los 15 euros/brutos la hora en cualquier especialidad médica. En otras CC.A.A. sobrepasa los 20 euros.

Somos una de las pocas autonomías que mantenemos el concepto de exclusividad. Una persona que quiera trabajar en una empresa fuera del SAS pierde automáticamente 800 euros de su sueldo. Esto no ocurre en otras comunidades, un facultativo puede tener su consulta privada sin que eso suponga una pérdida retributiva. Se han producido y se siguen produciendo mermas en nuestras retribuciones.

¿Cómo se encuentra la sanidad andaluza?

Desde 2010-2011, la sanidad pública andaluza ha sufrido un retroceso sin precedentes. Es verdad que se recortó en todo el territorio nacional pero me atrevería a decir que la intensidad de los recortes que hubo aquí y la forma de aplicarlos condujo a una situación de precariedad importante, de la que aún no conseguimos salir.

La situación de Atención Primaria es insostenible. No es posible atender a los pacientes en 3 minutos. Las Urgencias están saturadas. La sensación global, del 80% de los facultativos andaluces, es de un desánimo que yo no había conocido nunca. Están hartos y desilusionados, no tienen tiempo ni medios.

En los últimos años ha sufrido un retroceso muy importante del que todavía no nos hemos recuperado.

¿Qué ocurre con las OPE? ¿Hay algunas sin resolver?

Estamos viviendo las consecuencias de un largo periodo de inactividad respecto a ofertas públicas de empleo (OPE) y traslados. El 40% de los médicos del SAS llegaron a estar bajo contratos temporales. El caos dentro del Servicio Andaluz de Salud lleva a que se convoque una OPE cuando todavía están pendientes notas de otra, uniendo ofertas ordinarias y extraordinarias, resoluciones urgentes corrigiendo errores, el sistema informático no acaba de funcionar… Todo esto es porque las cosas se hacen corriendo y con prisa. Estamos ante una situación totalmente caótica.

Hay gente que está esperando saber la nota de dos OPE, sin saber cuál ha aprobado. Habiendo tenido que presentarse en dos y no en una ante la demora del SAS.

No quieren sacar más traslados. Se comprometió antes de finalizar 2017 en convocar un concurso de traslados y no lo ha hecho. No les interesa. Argumentan que el servicio de salud sufrirá las consecuencias de este proceso. Sin embargo, hay facultativos que llevan entre 10 y 15 años esperando para solicitarlo.

¿Tienen pensado iniciar nuevas movilizaciones?

Hemos aprobado un calendario de protestas. La próxima cita será el 16 de enero con paros en las puertas de los centros de salud. Por el momento, no haremos ninguna acción más porque estamos a la espera de que se forme gobierno. Pero no bajamos la guardia.

Lo primero que haremos es pedir una reunión con los nuevos dirigentes que se pongan al frente del Gobierno de la Junta de la Andalucía.